68. La Condición para ser Salvo en el Evangelio de Juan

El Evangelio de Juan es el único libro de la Biblia que aclara que fue escrito con el propósito de traer a las personas a la salvación eterna. La declaración de su propósito en Jn 20:30-31 dice:

Hizo además Jesús muchas otras señales en presencia de sus discípulos, las cuales no están escritas en este libro. Pero éstas se han escrito para que creáis que Jesús es el Cristo, el Hijo de Dios, y para que creyendo, tengáis vida en su nombre.

Por lo tanto, debemos de empezar por entender cómo podemos ser salvos y examinar el libro detenidamente para descubrir la condición para la salvación.

Cómo se presenta la condición

  1. La declaración misma del propósito dice que si nosotros creemos nosotros tenemos vida eterna
  2. El verbo creer se usa 98 veces en el libro de Juan como condición para salvación. En comparación con 34 veces que se usa en los otros Evangelios y 116 veces en el resto del Nuevo Testamento
  3. El resultado de creer consistentemente es la salvación. Cuando uno cree, uno puede saber que tiene vida eterna como una posesión presente (John 5:24, 9:38)
  4. El lenguaje figurado que usa Juan para presentar el verbo creer (recibir, mirar, escuchar, entrar, comer, venir) muestran receptividad, estar de acuerdo, o confiar. Todas son actividades esencialmente pasivas o simples. Ninguna comunica la idea de mérito, obra, esfuerzo, o logro

Cómo no se presenta la condición

  1. No existen calificativos para el verbo creer, como creer realmente, creer verdaderamente, o creer genuinamente. Sólo existe un tipo de creer
  2. No se mencionan ninguna otra condición en Juan, como arrepentimiento, rendirse, compromiso, u obediencia

Conclusión

Nosotros somos salvos simplemente cuando creemos (confiamos en, aceptamos como verdadero para mi vida) que Jesús es el Hijo de Dios, el Salvador de nuestros pecados. La Salvación es absolutamente gratuita y sin ninguna condición de mérito para ganarla.

Charlie Bing

Fundador del ministerio GraceLife.

El Dr. Bing tiene su Th.M. y Ph.D. de Dallas Theological Seminary. Fue pastor de la iglesia Burleson Bible Church en Texas por 19 años antes de transicionarse a su role actual de director del ministerio GraceLife. Ha servido como profesor adjunto de estudios biblicos en la universidad LeTouneau desde el año 1992 y fué presidente de la Free Grace Alliance.

Es autor de libros como Lordship Salvation: A Biblical Evaluation and Response y el libro traducido al espñol llamado  Simplemente por gracia.